Me ha dado un ataque de pensar que el otoño ya está aquí. Y tengo que, como l hormiga, ir haciendo acopio de las músicas que escuchar en la lluvia, en los primeros fríos, en el follaje… por eso definitivamente me voy a meter en sonidos  de toda la vida pero que al tiempo son modernos y bastante cool: modest mouse, the shins, band of horses, fleet foxes o bright eyes.

Son todos grupos americanos sin estridencias, con melodías melosas, ideales para mis intenciones de encontrar en la música un refugio privado para cuando el otoño me ponga melancólico y los días sean cortos. Eso sí, poniendo a salvo el necesario esnobismo.

Anuncios