Todos queremos pensar que hacerse mayor solo es bueno porque acumulas experiencia. Y debe de ser la experiencia la que acaba contigo, lentamente, de puro viejo.

El otro día visitamos a una anciana de la familia y resultó ser una experiencia más impactante para los niños que para los ancianos. Recorrían los pasillos en silencio, los jóvenes estudiando a los viejos y estos escrutando a los niños. Unos descubriendo, otros recordando. Supongo que yo también, a medio camino casi ya de unos y otros, como Tarzán en el aire entre una liana y otra, sentía los efectos del tiempo. el tiempo te arrastra, “todo fluye”…

“¿Por qué está en una residencia?, ¿no tiene padres?”, pregunta Laura, con sus 5 años. Hacerse mayor, muy mayor no me apetece nada. Cuando llegamos a casa, corrí al espejo y me imaginé de anciano, encorvado, sentado sobre una silla a salas con mis pensamientos y mis achaques. Curiosamente no me deprimí. Me entraron ganas de hacer deporte, de vivir la vida, de viajar y de tratar de ser mejor padre, mirando a mis hijos que están más allá en el río de la vida.

La ancianidad es un asunto que no ha interesado demasiado al pop-rock. No hay grandes canciones sobre esta cuestión porque apenas hay canciones que toquen el asunto. Encuentras canciones que se refieren al “no hacerse mayor”, que ansiar ser joven, tema central del rock. Cómo no recordar aquí las referencias a “die young” (morir joven) que sí que están bastante presente en el imaginario musical popular, desde el mejor morir joven que languidecer, de Neil Young (trágicamente heredado por su “hijo” K. Cobain) hasta Only the good die young de B. Joel, pasando por Black Sabbath (cuya portada de Heaven and Hell muestra tres ángeles fumando…):

Lynn Curlee, "Smoking Angels" (1980).

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Dos referencias más: el disco, no muy exitoso, de Kiss y una canción ininteligible de un grupo de metal finlandés, ambos de título The elder. Pero lo que más me ha gustado es un temita de Bunbury que, me viene muy al caso de la conversación con mi hija. Dice:

De pequeño me enseñaron a querer ser mayor,

de mayor voy aprender a ser pequeño,

y así cuando cometa otra vez el mismo error,

quizás no me lo tengas tan en cuenta,


 

Anuncios