¿Qué tienen en común

  • Elton John – mucho piano
  • Neil Young –  nuevo disco, pelín coñazo.
  • Tom Petty – buen disco blues con los Heartbreakers, no mejor que los anteriores
  • David Gilmour – experimenta, que no es poco.
  • Eric Clapton – por favor, Eric!!
  • Phil Collins – Phil, un poquito de ganas.
  • Santana – el tío sabe tocar!!
  • John Hiatt – creatividad sin fin, ignorado por el mainstream.
  • Peter Gabriel – que me duermo!!
  • Crowded House – se han pasado de la raya
  • Jackson Browne – I love España
  • John Mellencamp – desde Whenever we wanted, whatever you want.
  • Robert Plant – suave, suave
  • Tom Jones – amén
  • Heart – misma fórmula, misma calidad

¡¡Que en 2010 han vuelto!! Una vez más. Incombustiblemente.

Y ¿qué les diferencia absolutamente?: que unos vuelven creando y otros versionando. Seguro que hay más, pero de esta lista se pueden comentar varias cosas interesantes que, de acuerdo con un artículo de hoy mismo en El País, es una tendencia: la agonía de una industria que languidece. Saca disco, sal de gira en las teles y araña unos dólares (mejor euros). Los periodistas (otros que languidecen) acudirán al olor de las multinacionales discográficos  y de las portadas fáciles y llamativas. Esto se debe, en mi opinión, en que los pocos que ya compramos periódicos y revistas somos los de más de 35 y toda esa lista nos ha acompañado en mayor o en menor medida en nuestra juventud. Deseos de recuperarla te empujan a leer que Phil Collins, un tipo que pasa de todo (según él mismo explica) y que le duele la espalda, tiene un disco ¿nuevo?

Sin embrago hay que mencionar las excepciones: aquellos que sacan material nuevo (en negrita en la lista) y que, además, vienen a España. Entre esto están: John Hiatt (27 de octubre en Madrid) y la segunda reinvención de Crowded House. Del resto hay música nueva (destaca el caso de Gilmour, que colabora con The Orb en un verdadero experimento musical, muy valiente y plausible )

Por último, una palabra sobre el disco de Santana, que da título a este post: me ha gustado mucho, la verdad. Pero eso de versionar a otros monstruos con cantantes como el del “triunfito yankee” es para pensar que el mexicano es muy humilde o que el “viejuno” que le empezó a producir en los 60 se aburría en la residencia. Me inclino por lo primero, porque desde Supernatural no le ha faltado el éxito. Y ahora es uno de los más vendidos de nuevo.

 

Anuncios